::: Nutrición almuerzo

Published on June 11th, 2013 | by Carmen Cristina Gonzalez

0

¿Podría un almuerzo temprano ayudarte a perder peso?

Por Angela Arispe (Revolución Salud)

Hoy  voy a contarte algunas curiosidades sobre la perdida de peso: las personas que  siguen una dieta y comen sus almuerzos temprano tienden a perder más peso que  aquellos que comen su comida al mediodía un poco más tarde, según se informó en  un nuevo estudio  realizado en España.

El hallazgo no prueba que si corres la hora de almuerzo eso te ayudará a  deshacerte de esos kilos demás. Pero es posible que los tiempos en los que uno  se alimenta jueguen un papel importante en la forma en la que el cuerpo regula  tu peso, dijeron los investigadores.

“Ahora debemos empezar a tomar seriamente los tiempos en los que se consumen  los alimentos –  no es  solamente lo que comemos, sino también cuando  comemos”, dijo el coautor del estudio, Frank Scheer, de la Escuela Medica de  Harvard en Boston.

Su equipo de investigación incluyó a 420 personas que asistían  a  clínicas de nutrición en el sureste de España. También visitaron sesiones  regulares de terapia de grupos de nutrición y verificaron la dieta que estaban  siguiendo, los ejercicios que hacían, midieron sus pesos, registraron los  alimentos que consumían y revisaron su actividad física diaria.

Los participantes del estudio seguían  una dieta mediterránea, en la  cual cerca del 40 por ciento de las calorías se consumían en el almuerzo.  Alrededor de la mitad de las personas dijeron que comieron el almuerzo antes de  las 3:30 de la tarde.

Por cierto, si no sabes que es una dieta mediterránea, la misma  consiste en comer alimentos variados y de forma equilibrada en la que predominan  los alimentos de la costa del mediterráneo: el trigo, la vid, la oliva, etc.  Esta dieta incluye pastas, algo de vino, hortalizas, pescados, etc.

Entonces cuales fueron los resultados de la investigación?

Se hizo un seguimiento  por más de 20 semanas, en el cual algunos  participantes almorzaron más tarde y otros más temprano. Ambos grupos comieron  una cantidad similar de alimentos, y quemaron una cantidad similar de calorías  por medio de sus actividades diarias.

Sin embargo, los consumidores que comían más temprano perdieron un promedio  de 12 kilos- más del 11% de su peso inicial – y los que comieron más tarde  perdieron un promedio de 8 kilos, o 9% de su peso inicial.

Este  estudio tiene una pequeña limitación: es que los investigadores no asignaron al  azar a las personas que comieron temprano o tarde – por lo que es posible que  haya posibilidades subyacentes entre las personas que hacen dieta en tiempos  diferentes. Algunas variantes de genes que se han relacionado con la obesidad  son más comunes en las personas que almuerzan tarde, por ejemplo.

Pero mas allá de esta duda razonable… Comes mucho en la cena?

El Dr. Yunsheng Ma, investigador de nutrición de la Universidad de  Massachusetts del Colegio Médico en Worcester, dijo que las personas que comen  más tarde tienden a tener más comida en su estómago cuando se van a dormir – lo  que significa que más de esto no se quema y termina siendo almacenado como  grasa.

Otro aspecto interesante es el siguiente: cuando comes algo, diferentes  niveles de azúcar ingresan en tu sangre (dependiendo de los alimentos que  consumas). Ahora, existe algo que se denomina como “tolerancia a la glucosa”, y  es básicamente el hecho de qué tan bien puedes lidiar con esa azúcar en tus  alimentos. Un dato comprobado es que tu cuerpo está en mejores condiciones para  hacer frente a eso por la mañana que por la tarde.

Otra cosa muy importante que debes tener en cuenta es la frecuencia con la  comes durante el día y si traes la comida de casa o comes afuera: en este ultimo  caso, ese hecho puede contribuir a que estés acumulando grasita en tu  cuerpo.

Uno de los grandes ejemplos a nivel Mundial de la obesidad es Estados Unidos.  Hace unos meses unos amigos estadounidenses que vinieron a visitarme me contaron  que en su país las personas parecen una especie de barriles caminantes. Las  proyecciones tampoco los favorecen: se dice que la obesidad en EEUU llegara a un  42% para el 2030.

Ahora si te fijas en los patrones de comidas de los estadounidenses, puede  que el problema se aclare un poco:

De hecho ese patrón de consumo de las comidas es muy diferente en los EEUU y  más problemático. Muchas personas se saltan el desayuno o el almuerzo – luego  terminan exagerando  el consumo de calorías en la cena. Por cierto, en los  EEUU, donde la cena suele ser la comida más preparada, las personas que cenan en  un horario más tarde tienden a tener más problemas para perder peso, basado en  los hallazgos del equipo de esta misma investigación.

Quiero aclarar algo: no digo que los horarios sean la única explicación de  porque mucha gente no de para de engordar día a día, siga la dieta que siga.  Pero los horarios definitivamente contribuyen a que mucha gente no pueda perder  esa grasita demás.

Por cierto, me encanta este proverbio ingles (y que yo personalmente sigo  todos los dias): “Desayuna como Rey, almuerza como un Duque, y cena como un  Mendigo”.

 

Tags:


About the Author

Carmen Cristina Gonzalez

Periodista venezolana egresada de la Universidad Católica Andrés Bello (Venezuela). Amante de la semblanzas y las entrevistas de personalidad, así como de la promoción de una vida saludable. Soy una enamorada empedernida de mi hija quien me ha enseñado que el amor no tiene límites.


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

     

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Back to Top ↑

Social Media Icons Powered by Acurax Wordpress Development Company