::: Estética manos

Published on October 11th, 2012 | by Dra. Carmen Beltran

0

No descuides tus manos: opciones terapéuticas para cuidarlas

Adelgazamiento de la piel, deshidratación, pérdida de tejido graso, queratosis o léntigos solares,
pecas y hongos son las afecciones más comunes que afean las manos ¿qué podemos hacer para
prevenir y eliminar estos males?

Siempre que mencionamos las manos vienen a nuestra mente recuerdos de caricias, calidez,
suavidad, fuerza, etc. Pero, lo que puede ser manejado por la imaginación y el recuerdo,
puede derrumbarse en el momento en el cual al observar unas manos (ya sean femeninas o
masculinas), las encontramos deshidratadas, ásperas, descuidadas y hasta con manchas.

Desde niños nos enseñaron que siempre debíamos tener las manos limpias, mantener
las uñas cortas, limadas, sin cutículas gruesas y, en las mujeres, con brillo como mínimo,
sólo que por lo general, no se reforzaba el uso de protección solar y, algunas veces, el uso
de cremas hidratantes. Desde ese momento comenzamos a entrar en déficit en lo que a
cuidado y terapia antienvejecimiento se refieren.

Los signos más frecuentes de envejecimiento y descuido de las manos podrían considerarse
los siguientes: adelgazamiento de la piel, deshidratación (aspecto descamativo), pérdida de
tejido graso (manos esqueléticas), aparición y/o acentuación de red venosa en el dorso de
la mano, queratosis o léntigos solares (manchas oscuras descamativas y gruesas), pecas,
onicomicosis (hongos en las uñas). Entonces, ¿Qué podemos hacer para evitar estos
estragos o en caso de tenerlos, eliminarlos?

El cuidado preventivo y/o rejuvenecimiento de las manos consiste en dos fases: tratamiento
domiciliario y tratamiento en consultorio.

Tratamiento domiciliario: Este tratamiento se refiere a la fase de apoyo que las o
los pacientes deben realizar en casa a diario, y consiste básicamente en el uso de productos
de máxima hidratación, el uso constante de protección solar, el uso de despigmentantes u
otros medicamentos para lesiones específicas (en el caso que se amerite) y finalmente, el
evitar el contacto directo, de forma constante con químicos o irritantes, así como detergentes.

Tratamiento en consultorio:
Dependiendo de la lesión, se debe utilizar una técnica específica, tal como es el caso de:

Piel adelgazada: la terapia ideal en estos casos consiste en el uso de la Radiofrecuencia
Tripolar donde encontraremos un estímulo a la formación de nuevo colágeno y una
reestructuración del colágeno ya existente. De esta forma logramos una dermis más gruesae hidratada.
Este tipo de tratamiento puede utilizarse de manera sinérgica con otro tipo de terapias.

Deshidratación: el uso de medicamentos y compuestos que generen una hidratación
profunda por medio de la técnica de Electroporación (mesoterapia sin agujas) son la mejor
elección, previa realización de un peeling químico o pulido con Láser de Erbio-yag.

Pérdida de tejido graso: consiste en el uso de materiales de relleno los cuales aportan
volumen generando como un “colchón” en la región dorsal disimulando a su vez la
demarcación de las venas. Dentro del grupo de materiales de relleno encontramos un sin
número de ellos pero, el rey en la lista es el ácido hialurónico de baja densidad (Restylane
Vital) ya que no solo produce un relleno sino que, hidrata por su alto poder higroscópico
(absorción de moléculas de agua), dando un aspecto de brillo y lozanía a la piel de la zona
tratada.

Manchas: llamadas Queratosis o Léntigos solares o actínicos, son producto de la exposición
constante al sol (al conducir, etc.) sin el uso de la debida protección solar. Dependiendo
del tamaño, profundidad, color y grosor es que se decide la terapia a realizar, la cual puede
ser desde un peeling con TCA hasta una terapia con Láser Erbio-yag, Neodimio-yag o KTP
Q-Switched. De igual manera, las pecas y lunares son territorio de los láseres de última
generación.

Onicomicosis: estas lesiones (hongos en las uñas) se evidencian en personas envejecidas y
con un sistema de defensa deprimido gracias a la edad, al igual que por exposición repetida
a agentes irritantes en la zona. Así como deben utilizarse medicamentos especiales para
tales lesiones, a veces son tan severas que ameritan tratamiento combinado con láser de
Neodimio-yag con excelentes resultados.

Si bien los resultados se evidencian desde el primer tratamiento, es importante recordar que
cada caso es particular y a mayor cuadro de envejecimiento, mayor número de sesiones
ameritará. De igual forma, si el paciente no cumple con los pasos a seguir en casa, es muy
probable que veamos efectos tipo “Cenicienta” y a los pocos días se vuelva al estado inicial.
Entonces, Si cuidamos el rostro y el cuerpo ¿Por qué descuidar las manos?.


About the Author

Dra. Carmen Beltran

Médico Cirujano egresada de la Universidad Central de Venezuela con especialización en Medicina Estética. Desde 1999 se ha dedicado al ejercicio privado de la medicina. Permanentemente asiste a cursos y congresos de temas relacionados con la Medicina Estética. Se ha apasionado por la técnica del láser, adquiriendo entrenamiento con reconocidos médicos provenientes de diversas partes del mundo como Argentina, España, Brasil, Turquía y México. Considera que la “estética segura es la estética informada”, por lo que dedica parte de su consulta a enseñar a sus pacientes cómo cuidarse.


Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *

     

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

Back to Top ↑

  • Edicion actual

  • Do you feel better reading in English?

      Translate to:

  • Siguenos en Twitter


  • Aliados

  • Descarga la versión digital

  • Pins recientes

    10 beneficios del br10 razones para comeSalmón ahumado y ens
    Salmón ahumado y ensUn "must have" en coremedio
    corazón vs cerebroCuidar es amar... enNo solo es sabrosa,

Social Media Integration Powered by Acurax Wordpress Theme Designers